3 1

portada-del-31La verdad es que no sabía bien como empezar la entrada, con articulo o sin artículo, porque no quiero despistarles sobre mis intenciones en esta primera entrada del año. No me voy a referir al antiguo Club 31 de Madrid que estaba situado en la calle Alcalá, esquina con la Plaza de la Independencia en la acera sur, y que fue inaugurado en 1959 por un profesional formado en el Hotel Ritz de Madrid y en el Hotel Alfonso XIII de Sevilla, que era además propietario de otro de los grandes restaurantes de Madrid, Jockey, en la calle Amador de los Ríos que es la prolongación de Fortuny. El Club 31 era uno de los puntos de encuentro de la alta sociedad nacional e internacional, así como uno de los centros neurálgicos del mundo de los negocios. Su prestigio y reconocimiento le hicieron contar entre su clientela con muchas caras conocidas del mundo de las artes, la política y los círculos financieros y era considerado durante décadas como uno de los templos de la gastronomía madrileña. Horcher, en la calle Alfonso XII muy cerca también de la plaza de la Independencia, del que ya les hablé en el comentario de la novela La librería del callejón, Club 31 y Jockey, están en línea recta a caballo del Paseo del Prado y han sido siempre un referente de la clase y la elegancia, que no siempre van unidas al dinero. A Jockey quiso acceder en una ocasión Gianni Versace y no lo dejaron entrar por no ir vestido convenientemente. La etiqueta era requisito indispensable para coger mesa, así como el saber estarOrson Welles, que acudía con frecuencia, un día fue completamente borracho y le pegó un puñetazo al camarero en un ataque de ira, fue expulsado del local por los propios clientes de forma airada. Muy conocidos clientes fueron Otto Skorzeny, famoso oficial de las SS que participó en la liberación de Mussolini de la prisión del Gran Sasso, entonces escondido en España por problemillas legales; también Serrano Súñer que estamos viendo estos días en la famosa serie de televisión, el almirante Carrero Blanco, que estuvo dos días antes de sufrir el atentado de ETA que acabó con su vida, y el propio Carrillo con su peluca.

31-quienes-somos-01

En 2016, el año pasado,  el mítico Club 31 inicia una nueva andadura de la mano de su nueva propietaria, Pilar Peña. Heredera del espíritu y del buen hacer del inolvidable restaurante de la calle Alcalá, ahora en su nueva ubicación de la céntrica calle Jovellanos 5, justo enfrente del Teatro de La Zarzuela, encara esta nueva etapa con muchas ganas, alegría e ilusión, pero siendo realista y adaptándose a los nuevos tiempos que corren. Es más, su mayor deseo es que la gente se relaje y disfrute de un ambiente agradable, que se arregle, aunque no se exige corbata. El Club 31 cuenta con un excelente equipo, forjado en los tres restaurantes aludidos, Horcher, el antiguo Club 31 y Jockey. Les recomiendo los huevos club 31 y el solomillo Strogonoff y quizás en otra ocasión les hable de una receta que me proporcionó una conocida escritora que vive justo al lado, para incluirla en la cocina con nombre de mujer.

31-new-poster_qut531 es también una película de terror escrita y dirigida por Rob Zombie que fue estrenada durante el Festival de Cine de Sundance a principios del año pasado. No se trata esta película del objeto de mi comentario, de todas formas no se la recomiendo, lo mejor es el papel de Malcom McDowell como Father Murder, ya saben el de la Naranja mecánica, pero ahora están muy de moda los payasos diabólicos y toda esa fantasía con los zombis, claro que para fantasías la de una entrada que hice en este blog hace dos años, La octava de los santos, en la que mezclaba, para variar, pintura, escultura, mitología, misterio y demonios de la noche, bueno pues el caso es que desde este verano, cada día visitan esta página un grupo de personas de diferentes países, es la entrada más visitada de mi blog, veinte o treinta veces más que la siguiente.

Tengo que referirme a América, no lo puedo evitar, y allí también hay un club 31 famoso en el que organizaban happenings algunos de los iconos del pop art, se encuentra en 31 North Johnson Park, Buffalo, NY 14201, situado en la esquina de South Elmwood y North Johnson Park, buen restaurante con la música en directo de Joe Bolognese & Dolly Durante los sábados por la noche, se creó también a mediados del pasado siglo y tuvo un cierre y una nueva apertura como el de Madrid. Pero ni el anterior ni el club 31 women, son tampoco mis objetivos, me he tomado la libertad de remarcar el vínculo de este último porque estoy seguro de que alguna de mis lectoras pinchará en él y le gustará, creo que te regalan un libro cuando te apuntas sin ningún compromiso, las mujeres emprendedoras americanas son así.

club31women-fb-header-001

31Tampoco se trata de descifrar el mensaje oculto de los números que para los amantes de tarot es materia delicada, en concreto el 31, entre los números compuestos, representa los buenos negocios, el espíritu práctico de la vida, en que su raíz compositiva aporta disciplina, estructura y lealtad, apegado a las rutinas y a los detalles, siendo su característica más importante la capacidad de limitar el potencial creativo y contener el impulso de la persona. Pero claro para la mayoría de nosotros son sólo palabras, a mí los números me dicen otras cosas diferentes que a los seguidores del tarot:

el 1 creo que representa el universo, el 2 la pareja humana, Adán y Eva de Durero, el 3 sin duda es la divinidad, la Trinidad del Greco, el 4 es la Tierra con sus cuatro puntos cardinales, sus cuatro elementos, sus cuatro estaciones, el jardín de las delicias de el Bosco, el 5, en el centro, lo veo como el hombre de Vitrubio, el 6 es el número del demonio, la bestia 666, el angel caído de Ricardo Bellver, en el parque del Retiro de Madrid, el 7 representa la buena suerte, la fortuna, las siete virtudes, los días de la semana, la diosa Isis, el 8 me recuerda a la naturaleza, las raíces y las ramas retorcidas, al más puro estilo art nouveau  y el 9 lo imagino como las nubes del cielo, el celaje de Ruysdael.

el-codice

Para los que hayan tenido la paciencia de seguir leyendo les diré que mi comentario de hoy va dirigido a una novela titulada El códice de la evangelista, escrita por Barbara Goldstein, alemana, fallecida recientemente antes de cumplir los 50 años, que dedicó mucho tiempo a la investigación histórica del periodo a caballo de los siglos XV y XVI, en Italia fundamentalmente, la cuna del Renacimiento, y con esos mimbres, de su procedencia y de su formación, teje una obra muy interesante, ubicada en Venecia, en la que las relaciones humanas, los personajes más notables, el misterio, la religión, las ambiciones y los sentimientos, se entremezclan. En torno al tema del que se ha escrito tanto últimamente, de la supuesta manipulación de los evangelios para adaptarlos a los intereses de la Iglesia de Roma, se llevan a cabo unos trabajos para traducir unos textos antiguos bajo el prisma de las tres religiones, católica, ortodoxa y judaica, que quizás sean demasiado detallistas, pero a la vez, y este es el tema de mi comentario,  se produce una situación insólita, ella, la protagonista, ama a ellos, los tres partenaires en el relato, de ahí el 3 y el 1. Interesante, no apta para espíritus inquietos, hay que leerla con calma y luego pensar en ello.

 

Anuncios

2 comentarios en “3 1

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s