Sombrero de caballería

sombrero de caballeríaMe vienen a la memoria  los años de cadete en la academia general  militar de Zaragoza en los que era costumbre y tradición poner motes a todos los profesores, a todos sin excepción; eran apodos que se heredaban de unas promociones a otras y que nos hacían aprender los cadetes veteranos nada más llegar ,  bueno nos hacían eso y otras muchas cosas, algunas muy simpáticas que en otra ocasión les contaré, eran novatadas que servían para tensar la cuerda de nuestra paciencia de novatos, para forjarnos, pero que en ningún caso sobrepasaban los límites de la dignidad y el decoro. Teníamos un buen plantel de profesores, muchos de ellos permanecían en sus puestos bastantes años, por lo que cuando llegaba alguno nuevo, los cadetes se esforzaban enseguida en ponerle su mote correspondiente en razón de alguna característica fisonómica, soniquete o metonimia, casi siempre buscando un punto de acidez. El maxi, el tanca, el remache, el triqui, el chapas, el salchicha, …. y tantos otros. Sigue leyendo

Anuncios